PDF Imprimir E-mail

Reciclaje


Una de las cualidades medioambientales del acero es que puede ser reciclado. Trenes, autos, máquinas, estructuras y cualquier máquina o utensilio hecho con acero puede ser reutilizado al final de su vida útil. A este desecho previamente seleccionado se le llama chatarra. Esta palabra proviene del euskera y significa "lo viejo".

Las deshuesadoras son lugares donde se desmantelan los vehículos y se seleccionan sus componentes valiosos aún. El acero obtenido se prensa y con él se forman bloques grandes y compactos que son llevados a las acerías. Para poder reutilizar la chatarra primero se le debe eliminar los elementos indeseables y para ello es necesario fundirlo con ferroaleaciones que ayuden a separarlos.

Se calcula que la industria siderúrgica cubre el 40% de sus necesidades de acero con la chatarra reciclada, con la cual se pueden hacer nuevos productos siderúrgicos. El resto de la materia prima (hierro, carbono y demás elementos fundentes y aleantes) que se requiere se extrae en su mayoría de la superficie de la tierra. El hierro es un elemento que se encuentra de manera abundante en la corteza terrestre, aunque no en estado libre, sino bajo forma de minerales como la taconita, la hematita o la siderita. Ello contribuye a que se pueda producir acero a gran escala.

Este material es altamente utilizado en la industria, ya que se puede moldear y convertir en lo que el hombre desee y con las características que necesite.

Grupo SIMEC actualmente fabrica el 100% de su acero con chatarra (reciclado), aunque tiene capacidad para producir con mineral de hierro.

Última actualización el Martes, 28 de Febrero de 2012